Cómo controlar
los precios de tu
e-commerce

Un software de pricing te permitirá hacer un seguimiento de tus rivales y mejorar la actividad de tu tienda.

- 4 Minutos de lectura

Llevar un control eficiente de los precios de los productos de tu e-commerce resulta crucial para ganar competitividad dentro de tu vertical. Una de las mejores formas de controlar y a la vez optimizar tus precios, es a través de herramientas de pricing. Gracias a estas herramientas conseguirás establecer precios realmente competitivos.

Hasta hace poco, muchos de los comercios electrónicos utilizaban hojas de cálculo para hacer el control de sus precios y, al mismo tiempo, controlar los de sus competidores. El problema de esta metodología es la gran inversión de tiempo que conlleva y lo poco que realmente puedes optimizar los datos que extraes.

Entrar manualmente todos los datos es una carga de tiempo y dinero, ya que tener una persona específicamente para esta tarea resulta poco rentable a largo plazo; y si queremos además controlar los precios de los productos rivales, el volumen de datos se multiplica considerablemente y la optimización resulta ineficiente.

En este sentido, un software de pricing es una de las herramientas clave para realizar un estudio de mercado eficiente y optimizar el proceso de obtención de datos relevantes para tu comercio. Al visualizar más claramente la evolución de tus precios, podrás detectar tendencias y oportunidades; hecho que te ayudará a maximizar ventas.

Veamos más a fondo en qué aspectos pueden verse beneficiados los retailers al usar una herramienta de pricing:

Incrementa notablemente la competitividad dentro de tu vertical


Si quieres mejorar la competitividad de tu empresa, es crucial tener en consideración los movimientos de tus competidores a través de un buen comparador de precios. Esto no solo te ayudará a comprender mejor la situación de los precios de una tipología de producto en concreto dentro de tu vertical, sino que en consecuencia, serás capaz de adaptar tus precios a esta situación de mercado y ofrecer precios realmente competitivos.

Uno de los indicadores principales que hay que tener en cuenta es el índice de precios. Esta métrica indica cuál es tu nivel de competitividad en relación a tus competidores. Si tu índice de precios (PI) es igual o superior a la figura de referencia, significa que tu nivel de competitividad es bueno dentro de tu mercado.

Si por lo contrario fuera inferior, tendrías que mejorar tu competitividad bajando los precios de forma que se ajustaran a la realidad del mercado e intentar incrementar tu tasa de conversión. Esta es otra de las métricas clave, juntamente con el margen de beneficio. Te recomendamos no poner nunca en riesgo tu margen de beneficio únicamente para aumentar tu tasa de conversión.

Mejora el posicionamiento de tu e-commerce


Al ofrecer precios más competitivos, también mejorará el posicionamiento de tu e-commerce. Estar bien posicionado respecto tus competidores es importante para ser percibido por los usuarios como una tienda competente. Un buen posicionamiento atraerá más tráfico a tu portal y, por ende, más oportunidades de venta.

Además de las tres métricas mencionadas anteriormente (índice de precios, margen y tasa de conversión), es necesario implementar una buena estrategia de precios. Diversos factores pueden afectar tu estrategia: desde los costes de compra o la época del año, hasta el tipo de vertical y producto que ofrezcas. Aún así, uno de los componentes determinantes que no puede faltar en cualquier estrategia de precios es hacer un seguimiento de los precios de tus competidores.

Para ello, las herramientas de pricing resultan ser una gran solución para monitorizar los precios de tu competencia, su fluctuación dentro del mercado, y el impacto de estos cambios hacia tus propios precios.

Controlar tus precios potenciará tu rendimiento


Así pues, controlar los precios de tu e-commerce a través de comparadores de precios te ayudará a mejorar tu competitividad dentro de tu vertical; ganar posicionamiento gracias a una buena estrategia de precios y un mejor seguimiento de las métricas principales; ahorrar considerablemente tiempo y dinero al automatizar los procesos de obtención de datos, los cuales estarán constantemente actualizados.