Cómo hacer la investigación de mercado ideal

Analizar el mercado es clave para optimizar tus estrategias de precios y comprender la situación de tu vertical.

- 5 Minutos de lectura

Una investigación de mercado nos resultará provechosa si queremos mejorar la estrategia de nuestra empresa basándonos en la recolección y estudio de las opiniones del mercado. La información que obtengamos nos permitirá optimizar nuestras decisiones.

Aún así, no todas las investigaciones de mercado son iguales. Dependiendo de lo queramos conseguir, recurriremos a unos métodos u otros. En este post, pondremos el estudio de mercado ejemplo de una empresa e-commerce que quiere conocer la situación actual del mercado y, de rebote, aumentar su tasa de conversión.

Análisis de mercado: ¿Qué se vende y por cuánto?


Una vez hayamos identificado la cuestión a mejorar procederemos a realizar un estudio de nuestros competidores. Además nos podemos preguntar, ¿cuál es la oferta en internet del producto que queremos vender? ¿Cuáles son los precios que ofrecen nuestros posibles competidores? ¿Qué podemos ofrecer que nos diferencie de los demás?

Debemos identificar a nuestros competidores directos, es decir, aquellos que venden el mismo tipo de producto a la misma audiencia objetivo y por un precio similar al nuestro.

Hablando de la competencia, en el entorno digital es muy importante tener controlados sus precios a través de un análisis de mercado. ¿Por qué? Al ver los precios de tus competidores, puedes optimizar tu estrategia de precios y ser capaz de ofrecer precios más competitivos que atraigan la atención de más potenciales clientes.

Así pues, teniendo en cuenta que el precio es el factor ganador a la hora de decidir dónde comprar por internet, nos es realmente útil disponer de herramientas de estudio de mercado que automaticen procesos y nos proporcionen la información necesaria para mejorar nuestra competitividad online.

Los precios de los productos en internet fluctúan con mucha más rapidez que en ningún otro sitio. Eso es debido, principalmente, al gran volumen de oferta y número de sitios e-commerce, lo que hace que haya mucha competitividad entre ellos y que el cambio en uno de ellos, pueda desatar una reacción en cadena de los demás.

Una herramienta de monitorización de precios nos puede apoyar a realizar nuestras estrategias de mercado, ya que nos ofrece una imagen mucho más amplia y detallada de la situación real del mercado y los movimientos de nuestra competencia, y además nos ayuda a la hora de decidir precios realmente competitivos.

¿A quién quieres vender?


Cuando tengamos clara nuestra competencia y el estado de nuestra vertical, pasaremos a analizar a nuestra audiencia.

¿Por qué es importante estudiar nuestra audiencia principal? Obviamente, si no tenemos en consideración cómo es nuestro cliente potencial, no tiene sentido tener una tienda e-commerce. Conocer nuestra audiencia es crucial para anticiparnos a oportunidades de venta, crear promociones, establecer rangos de precios, etc.

No es lo mismo vender a un público de 16 años que a un público de 35, por ejemplo. Hay diferentes factores –como la edad, la zona geográfica o el nivel económico– que deberíamos tener en cuenta para saber identificar las necesidades y hábitos de consumo de nuestra audiencia, y establecer los precios de nuestros productos acorde.

Además, si consigues entender a tu audiencia, puedes analizar qué tipo de productos necesitan, qué productos buscan dentro de tu tienda, si tienen una preferencia especial por alguna marca en particular, etc. Al analizar el comportamiento de los usuarios, podrás comprender, por ejemplo, por qué entran en tu e-commerce pero no llegan hasta el check-out; quizá tus precios no son lo suficientemente competitivos o los gastos de envío son demasiado elevados.

¿Venían buscando un producto que ya no tienes disponible en stock? ¿Qué buscaban en tu página web? Plantéate este tipo de preguntas para analizar el comportamiento de los usuarios en tu portal.

Hoy en día, y hablando del entorno de un comercio electrónico, la decisión del precio viene dada por muchos factores. Tener en cuenta el punto de vista de la audiencia sigue siendo crucial, pues si ponemos un precio demasiado caro, no comprarán en nuestro portal. Pero también hay que tener en cuenta algún que otro factor como el coste de compra o el precio de la competencia.

Otros factores cualitativos


Con todo esto, nuestro e-commerce tendrá que diferenciarse de los demás en algún aspecto, ya sea promocionando descuentos y ofertas, ya sea ofreciendo un muy buen servicio de entrega, atención al cliente, servicio post-venta, etc. Fidelizar a nuestra audiencia es clave para mantener nuestra tasa de conversión. Ser flexibles, diferentes y lanzar novedades será clave para conseguir mejorarla.

Además, también es importante tener un buen directorio de palabras clave que nos posicione correctamente en los buscadores. Una buena estrategia de SEO también es clave para mejorar el posicionamiento de tu e-commerce. Podemos revisar cuáles son las palabras clave que utilizan nuestra competencia, o investigar tendencias de búsqueda.