¿Qué es el pricing?

¿Qué hay que tener en cuenta a la hora de definir tu estrategia de precios?

- 3 Minutos de lectura

Pricing es el término que engloba las diferentes metodologías que utiliza una empresa para fijar los precios de sus productos. También conocido como estrategia de precios, las empresas emplean diferentes métodos para establecer sus precios basándose en diferentes factores. Optimizar la fijación de precios es la clave del éxito en el entorno e-commerce.

El pricing tiene varios objetivos correlacionados:

  • Mejorar la competitividad de tu empresa estableciendo precios que sean realmente competitivos dentro del mercado real.

  • En paralelo con la mejora de la competitividad de la empresa, el objetivo principal a la hora de establecer una estrategia de precios es aumentar la tasa de conversión, es decir, conseguir realizar más ventas.

  • Aún así, una buena estrategia de pricing no se basa únicamente en conseguir aumentar la tasa de conversión. Las empresas buscan conseguir aumentar este ratio y a la vez incrementar sus ganancias respetando siempre el margen de beneficio.

¿Cómo podemos conseguir los objetivos de nuestra estrategia de precios? Existen realmente muchas estrategias de precios. Depende del sector en el que operes, del tipo de producto que vendas; habrá que aplicar una estrategia de precios u otra. En el campo del comercio electrónico, hay un factor realmente importante a tener en cuenta: la competencia.

Comparar precios con la competencia te permitirá poner mejores precios


Y puedes preguntarte, ¿qué tienen que ver los otros precios con mis productos? Actualmente, el número de competidores digitales ha aumentado tanto, que es imposible vender online sin tenerlos en cuenta. Al vender online, los internautas suelen decidir dónde comprar principalmente basando su decisión en el precio, así que ofrecer precios competitivos y atractivos para los consumidores es crucial.

Sin embargo, controlar los precios de tus competidores es una tarea lenta, pesada y casi imposible, dependiendo del sector en el que trabajes. Los precios son bastante volátiles y fluctúan con frecuencia dentro del mercado. Una solución práctica y rentable para agilizar este proceso es usar herramientas de monitorización de precios.

Con esta solución, puedes automatizar el proceso de búsqueda y actualización de los precios de todos tus competidores y conseguir una visión mucho más amplia y detallada de la situación real del mercado. Lo que te permite establecer precios mucho más competitivos.

Además, podrás potenciar tu competitividad al comprender mucho mejor las tres principales métricas que cualquier e-commerce tendría que tener en cuenta: el índice precios, el margen y la tasa de conversión.

Al optimizar estas 3 métricas, conseguirás que tu tienda digital sea verdaderamente competitiva y mejore su posicionamiento dentro de los marketplaces principales como son Google Shopping o Amazon. La clave está en que el índice de precios sea igual o mayor a la figura de referencia, conseguir mantener o ampliar tus márgenes de beneficio y además aumentar tu tasa de conversión.

Si es un producto con mucha elasticidad, es decir, que su precio fluctúa según el volumen de demanda o no; con estas herramientas de monitorización podrás ver su historial de precios. En un futuro, esto te servirá para poder anticiparte a futuras oportunidades de venta, organizar tu stock y maximizar tus ganancias.

Las marcas y sus políticas de precios


Los métodos de pricing también tienen un peso importantísimo para las marcas. Para las marcas, establecer una política de precios bien definida es crucial para mantener la imagen de la empresa y su estrategia corporativa.

In the case of brands, image and branding are truly indispensable factors that you need to consider when setting recommended listed prices. However, doing market research is helpful to identify what is the competitors’ product’s value in the several distribution channels, and to have a full point of view of the current market status.